Alojamientos por el mundo


Por lo menos 8 horas al día vamos a necesitar un sitio donde alojarnos, y en esto se va gran parte del presupuesto, y como nuestro presupuesto es reducido, decidimos buscar formas de dormir por el mundo seguras y económicas (gratuitas a ser posibles).

COUCHSURFING

De todas, es la que más nos gusta (por ahora). Es una red social que hemos descubierto y no solo es para poder dormir, con ella vamos a conocer gente en todos los países (o eso vamos a intentar). Ya tenemos el perfil hecho y hemos alojado a unas 22 personas, para que seamos fiables dentro de esta red.

AIRBNB

Esta web nos gusta mucho, sirve tanto para buscar alojamiento (desde apartamentos y habitaciones hasta casas en el árbol y barcos. Te puedes quedar en espacios en 192 países) o para hospedar (puedes alquilar el espacio que no usas, que puede ser un piso, habitación o cama).

En el buscador hay un filtro en el cual pones qué tipo de alojamiento estás buscando y puedes buscar el alojamiento por cercanía, precio, etc. Se quedan una pequeña comisión, pero es muy seguro alquilar a través de esta web, porque cuando un huésped hace una reserva, la paga a través de Airbnb. El anfitrión recibe el pago por parte de Airbnb 24 horas después de la entrada del huésped.

Puedes tener suerte y encontrar una casa en pleno centro de Londres en la cual lo único que tienes que hacer es regar las plantas 🙂

La única “pega” de esto, es primero la responsabilidad que conlleva cuidar una mascota, y segundo que solo se hace en algunos países.

INTERCAMBIO DE CASA

Hay varias redes sociales de intercambio de casa, yo busqué la que os indico porque es gratuita, y la usamos en una ocasión, cuando viajamos a Malta. Fue genial, porque el vuelo nos costó 30 € y la casa nada, así imaginaros! una semana en Malta en un piso frente al mar gratis!

Lo difícil de esto es encontrar a alguien que quiera hacer el intercambio, pero con un poco de suerte y paciencia, os ahorráis el alojamiento 🙂

Yo tuve una única experiencia con ésto y fue muy buena, así que os la recomiendo.

 WOOF

Creo que hay varias redes sociales de Woof. Esta red conecta a personas que quieran trabajar en granjas con gente que buque voluntarios que trabajen en sus granjas, a cambio se les ofrece alojamiento y comida.

HOUSESITTERS

Esta red social no la hemos probado, pero tenemos intención de hacerlo, porque nos parece muy buena idea.

Hay dos opciones en la web: registrarnos como cuidadores o como dueños de casas y mascotas.

El objetivo es encontrar el acuerdo ideal poniendo en contacto a los que quieren alojarse en alguna ciudad de forma gratuita con los que dejarán la casa vacía (con o sin mascota dentro).

BARCOS

Hay varias opciones de navegar gratis o de forma económica, y mientras viajas duermes, que eso está muy bien.

Puedes ir en crucero, que además de ser alojamiento y transporte, llevas incluida la comida y bebida. Hay cruceros muy baratos, y los podéis buscar por ejemplo en este buscador de cruceros. También tienes la opción de trabajar de marino o en un crucero (tened en cuenta que es un trabajo muy duro, y se trabajan muchas horas).

Otra opción es hacer autostop online para que te lleven en barco. La red social que hemos encontrado nosotros es Find a Boat, aunque no la hemos usado todavía pinta bien (hay que pagar para solicitar a un anfitrión que te lleve).

CONSEJOS:

– Si tienes que viajar, procura hacerlo de noche, para ahorrarte esa noche en cualquier albergue u hotel. Hay autobuses y trenes que están bien equipados para dormir en ellos. Nosotros viajamos con el kit para dormir: tapones para los oídos, antifaz y cojín hinchable para el cuello.

– Lee bien el perfil de las personas en las distintas redes sociales, y no te arriesgues. Yo prefiero dormir una noche en un hostal o albergue que alojarme en una casa con un anfitrión sin referencias. Además es más fácil conseguir anfitrión si buscas alguien afín a ti, y para ello, primero tendrás que leer su perfil.

– Lleva pequeños regalitos que no pesen ni ocupen mucho espacio en tu mochila, para dejar un recuerdo tuyo a las personas que te ayuden en tu viaje. Por ejemplo llevamos colgantes que son pequeñas castañuelas, y nos han regalado: varios marcadores de páginas, un monedero artesanales de materiales reciclados, un espejito, una  pulsera, una taza, un comic, llaverito, monedas de sus países, chocolate, vino y mini botellas de bebidas típicas del país de origen. Un regalo que nos hicieron que nos encantó fue un dibujo, hecho por nuestros invitados durante su estancia en casa.

Si no tienes espacio o dinero, puedes cocinar para tu anfitrión algún plato típico de tu país.